SOY MUJER

«QUE EL CAMINO QUE ELIGAS SEA DE APRENDIZAJE CONTINUO, CADA SUCESO, CADA TROPIEZO PUEDE SER UNA LECCION. DA LA BIENVENIDA AL CRECIMIENTO Y LA EVOLUCION DE SER TU, AUNQUE EN OCACIONES SEA INCOMODO».

CHAMALÚ.
circulo

Antes de empezar deseo aclarar que no me considero feminista, tampoco aludo personalmente contra alguien, pero identifico que mi educación en parte tiene una influencia machista, no de forma directa, pero frases de mi madre como lava los platos, limpia y ayuda en la casa porque tu hermano no lo puede hacer, tuvieron esta connotación, esta anécdota puede ser frecuente en más de un hogar.

En muchos entornos, desde que las mujeres llegan al mundo, su trato es diferente, desde pequeños detalles como el uso de los colores característicos de la decoración de la habitación y la ropa, el rosa para las mujeres y el celeste para los hombres. En una oportunidad escuché el comentario de una madre, a la cual le incomodaba que su hijo varón forrara un cuaderno de color rosado, ya que según decía ese color era para mujeres, esto un claro estereotipo.

Por todo lo señalado, considero interesante analizar los siguientes puntos:

CAPITULO I: EL GÉNERO FEMENINO.

Empecemos por definir el género, como un conjunto de características físicas y conductuales que distinguen a un grupo social del otros, en este caso el género femenino es definido como todo lo que tiene que ver con las mujeres y distintas características femeninas.

En cuanto a los roles de género, muchas veces desde pequeñas se nos brindaban regalos asociados a las actividades de la casa, tales como muñecas, cocinas, instrumentos de limpieza, impulsando de alguna manera a que estas actividades o juegos se asocien con el desenvolvimiento en casa.

Los cuentos o películas al que usualmente tenían acceso las niñas eran sobre princesas indefensas, incentivando en ellas que llegara el príncipe azul y las rescatara de alguna situación peligrosa.

La decoración de las habitaciones para las niñas solían tener objetos diferentes, la vestimenta con toques más femeninos, faldas, polos, zapatillas, collares coloridos, brillos, los cortes de cabello, peinados y detalles, son características mantenidas en los años, para supuestamente acentuar los rasgos y comportamientos femeninos.

Todo esto es parte de un enfoque socio-cultural, y es importante analizarlo. Así como también el plano socio-emocional.

En cuanto al manejo emocional, es importante tener en cuenta que con el paso del tiempo aprendemos mediante la observación e imitación, hecho conocido en psicología como el comportamiento vicario, esto se irá dando de forma progresiva, no solo las mujeres imitarán conductas del mismo género sino también de las personas con las que sienta mas cercanía. Es usual que las mujeres podamos sentir las emociones con mayor libertad, a excepción del enojo, ya que podría existir una tendencia a tener cuidado con expresar la ira.

Al hablar de «Femineidad», se menciona que está asociada a la observación detallada, que se puede usar al momento de escoger ropa, arreglarse y guiar alguna actividad en el hogar o en el trabajo, también en sus habilidades sociales.

Definitivamente, las diferencias pueden centrarse en un plano científico, como aquellas que demuestran que el cerebro de las mujeres nos permite tener adecuadas actitudes frente al lenguaje, velocidad para percibir las cosas y buena memoria visual. Entre muchos otros aspectos, que pueden involucrar el hecho que el sistema endocrino de las mujeres suele madurar antes y ser cambiante por el ciclo menstrual ya que involucra cambios hormonales.

CAPITULO II: EL MACHISMO.

En la actualidad el trato hacia la mujeres ha mejorado, pero aún no es suficiente, uno de las factores sociales que es un constante en contra de la igualdad y respeto a la mujer es el machismo, el cual por su rigidez, aún sigue practicándose por un gran porcentaje de la población mundial, incluyendo las diferencias de genero y el manejo del poder.

Las personas con una cultura machista suelen ser respetuosas y amables con las mujeres que presentan algún tipo de vínculo, pero eso no cambia que las sigan viendo, por lo menos por momentos, como objetos, y menospreciando sus acciones. Cuando una mujer no encaja con el perfil de lo correcto, es mayor la sensación de desagrado para con ella.

Desde el inicio de los tiempos se les brindó a los hombres reconocimientos y puestos políticos importantes, por otro lado a sus parejas labores de casa y cuidado de los hijos, que a pesar de no serlo, eran consideradas como tareas fáciles o de menor importancia.

Por muchos años las sociedades vivieron en negación sobre este hecho, considerando que los comportamientos machistas eran normales, por ello muchas generaciones siguieron aprendiendo y repitiendo estas acciones, haciendo que el fenómeno siga vigente, también algunos grupos religiosos o comunidades siguen practicando el machismo como parte de sus tradiciones.

CAPITULO III: REVOLUCIÓN FEMENINA:

La liberación femenina empezó en Europa, en la época de la revolución Francesa en el año de 1780, naciendo así el primer movimiento feminista, las pioneras de estas luchas fueron Lucrecia Molt y Elizabeth Candy Santón, las protestas masivas de grupos de mujeres alzando la voz y reclamando sus derechos, proponían el libre sufragio e igualdad política.

El código civil Napoleónico, posicionó a las mujeres considerándolas menores de edad sin derechos civiles, por ejemplo, los hijos y pertenencias de las pareja eran directamente de la figura masculina, las mujeres no podían acceder a educación superior. Las protestas en parte fueron un fracaso ya que la nación no reconocía a las mujeres más que hacia roles impuestos, como madres y esposas.

Durante la primera guerra mundial las mujeres fueron contratadas en el medio laboral por falta de personal. A partir de la segunda guerra mundial, se empezó a otorgar la libertad de sufragio a las mujeres en casi toda Europa.

Una vez formada la corriente feminista empieza a formarse el feminismo radical, este quería que las mujeres puedan tener la libertad de poder expresar su sexualidad, pudiendo tener una libre elección, el no tener solo la función de crianza de los hijos o las labores de la casa.

Gina Vargas (1998), identifica la llegada del feminismo a América Latina, iniciando así una lucha constante con los gobiernos autoritarios. Se lograron diálogos y acuerdos, para poder tener un espacio más igualitario en la sociedad.

En la actualidad las luchas feministas son constantes, algunas optan por el lado radical, otras con un enfoque más social, motivando así marchas y reuniones con fines mas políticos, haciendo que esos mensajes lleguen cada vez a más personas, notando con ello una influencia de la psicología de masas.

CAPITULO IV: DIA INTERNACIONAL DE LA MUJER.

Se pone como fecha el 8 de marzo, por un hecho lamentable que implicó la perdida de 129 mujeres en la fábrica de Cotton en Estados Unidos. Se habían declarado en huelga, solicitando que la jornada laboral sea de 10 de horas y un salario igual al que recibían los hombres, por ello el dueño no accedió solicitando que se cerrara la empresa y que se sacara a las mujeres de ella, como resultado murieron en su lucha.

En el año 1909 en New York el 28 de febrero se conmemoró el primer día Nacional de la mujer. En el año de 1910, se desarrolló la segunda Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas, en Copenhague, el tema principal, hablar era el sufragio de la mujeres, con ello Clara Zetkin como líder considerando la opinión de más de 20 mil mujeres, declararon así el 8 de marzo como el Día Internacional de la Mujer, en memoria de las mujeres caídas.

En el año de 1977 la Organización Mundial de la Salud, designó oficialmente el 8 de marzo como el Dia Internacional de la Mujer.

CONCLUSIONES.

En conclusión la vida de una mujer desde que llega al mundo si será diferente a la de los hombres por muchos factores psicosociales. Por ello considero que parte de igualdad, es obtener respeto tanto al intelecto como a las formas de su cuerpo, dejando de ver a la mujer como un objeto sexual o de posesión.

También es necesario generar el respeto mutuo entre las mujeres, dejando de lado algunas creencias, no insultando o faltando el respeto entre las féminas, buscando así una hermandad y protección.

Las mujeres son libres de elegir un estilo de vestimenta y lucir como les guste sin miedo al acoso o faltas de respeto, también son totalmente capaces de cumplir papeles muy importantes en la sociedad, y de poder hacer todo lo que se proponen ya que poseen muchas fortalezas, los porcentajes de mujeres profesionales, empresarias, científicas y deportistas destacadas cada vez son más, estos reconocimientos, son sinónimos de orgullo.

Desde hace mucho tiempo, las rutinas han cambiado, ya que aunque inicialmente por situaciones económicas las mujeres, tuvieron que salir a desempeñarse con más frecuencia en el mundo laboral, se fue reconociendo el plano vocacional. Se tuvieron que organizar en sus tiempos entre el lado laboral y la maternidad, en estos hogares las actividades comenzaron a ser compartidas, los hijos también colaboraron, estimulando a un cambio de percepción en las próximas generaciones.

Es importante mencionar que, las mujeres tienen la autonomía de decidir ser o no ser madres y de ser o no esposas sin ser criticadas o discriminadas por ello. Tal cual es el derecho de todas las personas en general.

Para terminar, los comportamientos de las niñas son instruidos desde su hogar inicialmente, por lo que es importante dar ejemplos de valentía y respeto mutuo, a la vez a sus ideales y sueños, sin dejar de lado su individualidad.



Fergie Alexandra Hurtado Meza

Soy colegiada en la carrera profesional de Psicología, me gusta trabajar en el área clínica, no considerado que los pacientes sean una etiqueta diagnóstica, sino entendiendo que tienen muchas más áreas para explorar. Es decir son un todo, y por ello, considero que una de mis misiones dentro de esta profesión es ayudar y sumar a las personas, tanto con las que trabajo, como las que me rodean. Tengo un lado espiritual en constante desarrollo, respeto la energías y las historias que voy descubriendo, me agrada leer e investigar temas asociados a mi carrera o enfoque terapéutico, por ahora tengo mas aprecio a el lado de la psicóloga humanista, pero también me agradan algunas técnicas cognitivo conductuales y otras más. Para mi, el respeto y el saber escuchar son cualidades realmente importantes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *